Reparación del hormigón

Tratamiento y reparación del hormigón estructural

Para el tratamiento de revestimientos en suelos, es necesario preparar la superficie. Puede darse el caso de que la superficie esté limpia, aunque con el poro cerrado, o que tenga un tratamiento previo que eliminar.

El granallado de hormigón se realiza mediante una máquina de diseño avanzado. La máquina se desliza por el pavimento lanzando la granalla con una turbina. Al impactar la granalla en el pavimento elimina la pintura o revestimiento antiguo, así como la lechada de cemento presente en el hormigón.

Esta máquina está asistida por un aspirador que trabaja a la par eliminando el polvo que se produce en el proceso de granallado.

Durante el proceso del granallado de pavimentos no se levantan nubes de polvo. El aspirador de la máquina capta el polvo residual emitido, por lo que se respeta el ambiente, pudiendo realizar el trabajo sin paralizar la producción del lugar en el que se realiza. El polvo residual se entrega en contenedores a un servicio ecológico especializado en eliminación de residuos.

Granalladora preparando suelo de hormigón
Granalladora preparando suelo de hormigón
Aspecto del hormigón deteriorado
Aspecto del hormigón deteriorado
Descarnado/saneado hasta descubrir la ferralla en su contorno
Descarnado/saneado hasta descubrir la ferralla en su contorno

Otros sistemas de granallado: